El coche eléctrico en España a cierre de 2020 podría llegar a incrementar sus ventas en un 170% comparado con lo conseguido en 2019. Aproximadamente unas 65.000 unidades se han vendido este año.

El coronavirus ha sido un imprevisible rival en la comercialización de estos modelos como ha sucedido en toda la industria en general. Pese a ello, el coche eléctrico sigue suscitando interés y atractivo.

El futuro es aún más prometedor. La Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso del Vehículo Eléctrico (Aedive) cree que en 2023 se superarán las 100.000 unidades. Y en 2029, previsiblemente, ya se habrán vendido más de 1 millón de coches eléctricos.

Los nuevos vehículos eléctricos

En la actualidad casas como Renault se vuelcan en la fabricación de distintos modelos de vehículos eléctricos con el fin de poder satisfacer las necesidades de todos los conductores. El nuevo ZOE es uno de los eléctricos más demandados con un diseño moderno y dinámico. El Renault ZOE ofrece hasta 390 Km de autonomía WLTP durante los que podrás disfrutar de su motor R135 con 100 kW ¡sin notar el más mínimo ruido!

Para la movilidad urbana el nuevo Renault Twingo Electric ofrece todo lo que se puede pedir a este segmento. Nuevo diseño, más confort y prestaciones a la altura. Con el nuevo Twingo Electric puedes recorrer hasta 270 Km en ciclo urbano WLTP y 190 Km en ciclo completo WLTP. Cuenta también con modo ECO y carga de batería rápida con la que puedes recuperar el 80% de su carga en solo una hora.

Entre los nuevos vehículos de Renault se encuentra también la Master Z.E., la furgoneta 100% eléctrica. La opción ideal para trabajar con ella en entornos urbanos y periurbanos pues cuenta con una autonomía de hasta 120 Km. Una furgoneta con todas las prestaciones que quieres en tu trabajo, incluyendo varias versiones a elegir, desde 8 hasta 22 metros cúbicos.

Por supuesto, también están los reconocidos Twizy y Kangoo Z.E. o, si prefieres opciones híbridas, los nuevos modelos de Clio E-Tech, Captur E-Tech y Megane Sport Tourer E-Tech.

coche electrico por carreteraFuturo del sector del coche eléctrico

Desde Aedive ya nos adelantan el crecimiento continuado de las ventas de coches eléctricos. Y lo cierto es que el sector tiene un futuro prometedor en muchos sentidos. Por ejemplo, desde Renault ya se ha anunciado que en 2022 llegará su primer coche eléctrico deportivo. De momento se piensa que derivará de un modelo SUV por lo que podríamos tener un vehículo tan impactante en diseño y prestaciones como en robustez y estabilidad.

Los servicios de car sharing siguen invirtiendo en los coches eléctricos. Es decir, que el futuro pasa también por un incremento de este tipo de conducción compartida en las ciudades. El IVA reducido y un nuevo Plan Moves son también buenas noticias que esperan impulsar las ventas de estos vehículos como nunca antes hasta la fecha.

Otros elementos que parece asentarán la base de un mercado dinámico en lo que respecta a coches eléctricos son los siguientes:

  • El precio de las baterías sigue en descenso. Ya cuestan un 65% menos que en 2010 y se prevé que la tendencia se mantenga los próximos años.
  • El mantenimiento de los coches eléctricos también es menor. Su principal baza con respecto a los coches tradicionales. Sobre todo porque el número de piezas del motor es mucho menor.
  • Las ayudas gubernamentales siguen al alza. Aparte de las comentadas sobre el IVA y el Plan Moves es predecible que durante los próximos años el mercado se beneficie de más ventajas.

Los objetivos del futuro del coche eléctrico también nos ayudan a ver con muy buenas expectativas los próximos años.

En primer lugar, la autonomía está siendo cada vez mayor en cualquiera de los modelos eléctricos que salen al mercado. Esto permite ver al coche eléctrico como una opción para conductores que quieran realizar a menudo trayectos de largo recorrido.

La inversión en estaciones de carga se mantiene. El territorio nacional cada vez cuenta con una mayor oferta de estos necesarios espacios. Conforme la red de estaciones sigue creciendo, también lo hace el uso potencial de estos vehículos.

Por último, no se puede olvidar que la Unión Europea tiene ambiciosos objetivos. En 2030, por ejemplo, se debe haber reducido un 37,5% la emisión de gases contaminantes por parte de coches en circulación y un 31%, en lo referente a furgonetas.

Si queremos llegar a cumplir este objetivo en 2030 tendrán que estar en circulación en España al menos 373.000 coches eléctricos. Manteniendo el ritmo actual de ventas y el previsto por instituciones como Aedive no deberíamos tener problema alguno en conseguirlo.

Deja un comentario